CGTS Corp...

Noticias

Post updates on the status of your app

Agile Business Analysis

Para tener éxito en el entorno del mundo actual con las competencias del mercado, las empresas deben ser capaces de cambiar rápidamente la forma en que crean y entregan los productos a sus clientes. Dado que las aplicaciones y el software desempeñan un papel en casi todas las funciones de todas las industrias, el análisis de negocio ágil se convierte en una capacidad curricular de todas las organizaciones. Inicialmente para conocer un poco mas sobre esta metodología debemos diferenciar lo que es una agilidad y el análisis de negocios:
Agilidad: es un término utilizado para describir una serie de metodologías para desarrollo iterativo de software, que se han desarrollado a lo largo del tiempo.

 

Business Analysis: tiene la capacidad de crear un valor agregado coherente y sostenible para los clientes y la empresa. Con base en el contexto empresarial y las partes interesadas, se identifican soluciones adecuadas para satisfacer las necesidades y objetivos más importantes.

 

El Agile Manifesto o Manifiesto para el desarrollo de software ágil es una proclamación de cuatro reglas vitales y doce principios que sirven de introducción y guía para las personas en el software de gestión ágil.

 

El software de gestión ágil se centra en mantener el código simple e ir testeando los códigos que el propio software vaya sacando. Este nuevo modelo se inventó para agilizar la gestión de proyectos y llegar a sustituir al modelo en cascada. Un modelo más lineal y secuencial.

 

Existen 4 reglas vitales dentro de este manifiesto:
  • A los individuos y su interacción por encima de los procesos y herramientas.
  • El software que funciona por encima de la documentación exhaustiva.
  • La negociación con el cliente por encima de la negociación contractual.
  • Las respuestas al cambio por encima de seguimiento de un plan.
A estas reglas básicas mencionadas, se le suman 12 principios que todo Agile Coach debería conocer para poder gestionar proyectos de negocio y tecnológicos:

 

  • Satisfacer al cliente con un suministro de trabajo continuo y de calidad, dado que se involucrará y comprometerá a lo largo del proyecto. En cada etapa del desarrollo se informará al cliente sobre los progresos del mismo. De ese modo, el cliente puede sumar su  experiencia para optimizar las características del producto final. Se pueden evitar así numerosos malentendidos dado que el cliente poseerá en todo momento una completa visión del estado del producto.
  • Dividir las tareas más complejas en pequeñas partes mucho más sencillas para poder completarlas más rápidamente.
  • Reconocer que el mejor trabajo nace de los equipos que están bien organizados. Pero esta mejora no es casual: las metodologías ágiles permiten a todos los miembros del equipo conocer el estado del proyecto en cualquier momento. Los compromisos son negociados y aceptados por todos los miembros del equipo y las ideas de cualquiera de sus integrantes son tenidas en cuenta.
  • Motivar a los trabajadores en un ambiente de trabajo favorable y depositar nuestra confianza en ellos, sabiendo que sacarán el trabajo adelante.
  • Crear procesos que apoyen un desarrollo del trabajo más sostenible.
  • Mantener un trabajo constante en la organización.
  • Estar abiertos a recibir nuevos cambios, incluso en la recta final del proyecto.
  • Reunir al equipo de trabajo y directivos cada cierto tiempo para hablar sobre los cambios que se están realizando y los avances en el proyecto. Aquí se tratarán dudas y mejoras.
  • Por intervalos, juntar a los empleados para recordarles cuáles son los objetivos para ser más efectivos y ajustar el comportamiento a dichos objetivos.
  • Contabilizar el rendimiento a medida que se realiza el trabajo.
  • Buscar la excelencia de una manera continua.
  • Agarrarse al cambio para conseguir ser una fuerza más competitiva.
El desarrollo ágil de software es una de las tendencias más de moda en el sector tecnológico pero, ¿sabes en qué consiste realmente? ¿Cuáles son sus ventajas frente al modelo tradicional de cascada?

 

Una tendencia en alza en la que el desarrollo iterativo e incremental se impone a los trámites habituales en esta industria. O, dicho de otro modo, una metodología en la que el desarrollador va adaptando sus soluciones a unos requisitos también cambiantes a lo largo del tiempo.

 

Frente a los pasos del tradicional método en cascada, el desarrollo ágil de software se basa en seis pasos comunes dentro del ciclo de vida del software: planificación, análisis de requisitos, diseño, codificación, test y documentación. En cada interacción, el equipo de desarrollo no entrega todo el programa, sino que se van añadiendo pequeños elementos totalmente probados, sin errores, con el fin de que la solución final esté completamente operativa desde el minuto uno. En los métodos de desarrollo ágil de software, la comunicación entre todos los miembros del equipo es clave, ya que se busca eliminar las trabas habituales de reuniones, validaciones y revisiones formales por encuentros más informales y en fases tempranas e intermedias del proceso, no sólo en la última etapa del trabajo.

 

Consideraciones Finales
A la hora de diseñar un software por el método clásico de cascada, lo normal es que se complete un proceso antes de arrancar con el siguiente; lo cual obliga a acelerar los trabajos (y reducir la calidad) a fin de cumplir con los plazos impuestos por los clientes. Sin embargo, al optar por una metodología ágil en la que se trabajan distintos elementos en paralelo, el equipo puede ir validando pequeñas partes del proyecto antes de realizar la entrega final perfecta.
  • Cuando exista mucha incertidumbre en una determinada funcionalidad, evitar dar estimaciones muy optimistas.
  • Tener siempre funcionalidades en “el banquillo”.
  • Tener las prioridades de las funcionalidades muy bien definidas.
  • Dejar siempre un tiempo durante las iteraciones dedicado a imprevistos.
  • Dar visibilidad inmediata al cliente de las situaciones imprevistas. 
Conclusiones
Cuando se ejecuta un análisis de negocio bajo un contexto ágil, se presentan características únicas que permiten reevaluar, adaptar y ajustar los esfuerzos y tácticas. Se trata de tener una mayor flexibilidad frente al cambio y entregar justo a tiempo para ser efectivo en el marco ágil.
El análisis de negocio se realiza activamente dentro del marco ágil en las actividades de planeación, análisis, pruebas, entregas y revisiones. Estas actividades pueden ser ejecutadas por un rol de dueño de producto “product owner”, o por un analista de negocio como tal, que haga parte del equipo ágil. Su función es servir de puente entre los interesados “stakeholders” y el equipo técnico de desarrollo del proyecto, para asegurar que las necesidades de negocio sean correctamente traducidas y priorizadas en un listado de trabajo pendiente, “backlog”. También, para asegurar que existe alineación estratégica entre el proyecto/requerimiento con los objetivos organizacionales y necesidades de negocio.

 

“La solución exitosa de problemas requiere encontrar la solución correcta al problema correcto.”
Rusell Ackoff.
Scroll to top